[Entrevista] Silvia Soriano, fisioterapeuta y osteópata: «El yoga no implica impacto ni esfuerzos excesivos, y además, se puede adaptar a cada embarazada»

El día 15 de agosto es el Día Mundial de la Relajación y para sumarnos a esta causa hemos entrevistado a Silvia Soriano Fosas, fisioterapeuta y osteópata, especialista en obstetricia y suelo pélvico. Una profesional que imparte cursos sobre el embarazo y de suelo pélvico y dirige la Clínica de Ostopatía Egara. Hemos contacto con Silvia para repasar algunas cuestiones interesantes sobre la práctica de yoga prenatal. Y es que durante el embarazo es esencial aprender a relajarse a desconectar y a realizar ejercicio de forma saludable según las circunstancias de la mujer.


Entrevista a una experta osteopata sobre el yoga prenatal

Pressmaster || Shutterstock

1. ¿Cuáles dirías que son las razones por las que una embarazada debería plantearse practicar yoga prenatal?

Durante el embarazo, el cuerpo experimenta toda una serie de cambios físicos y hormonales que hacen que las articulaciones, los músculos, los órganos, etc.. cambien su estructura para poder adaptar el cuerpo de la mamá al crecimiento uterino. Para ello, va a ser muy necesario que la mamá tenga el cuerpo libre de bloqueos y pueda realizar estas adaptaciones correctamente.

El yoga prenatal permite dar movimiento a todas las articulaciones del cuerpo, elasticidad a la musculatura y el sistema ligamentario y fascial, y dotar de fuerza muscular para solventar el aumento de peso y carga del abdomen.

2. ¿Cuáles son los músculos o las partes del cuerpo que se trabajan durante una sesión de yoga prenatal?

Se suelen trabajar todos, pero más específicamente se trabaja la pelvis, la musculatura del suelo pélvico, el diafragma torácico y toda la parrilla costal. De hecho en cada trimestre va a ser necesario trabajar sobre una zona u otra, en función de los cambios que vaya teniendo el cuerpo de la embarazada. Siendo el último trimestre el más importante, ya que trabajamos mucho la movilidad de la pelvis para mejorar la apertura de los estrechos de la pelvis, que será por donde pasará el bebé en el momento del parto y cuanto más libre esté, mejor nos irá el parto, así como realizamos todo un trabajo sobre el suelo pélvico.

3. ¿Qué tipo de yoga piensas que puede ser más beneficioso o más sencillo de realizar para una mujer embarazada?

Bueno, realmente hay diferentes tipos de yoga que nos pueden ir bien, todo en función de lo que nos interese trabajar. Nosotros con Fisimyoga, hacemos cursos específicos de formación para realizar clases enfocadas durante el embarazo, de ésta manera diseñamos ejercicios que van a ir bien para realizar en cada trimestre y también ejercicios para aliviar las clásicas dolencias que sufre la embarazada, como el dolor lumbar, la pseudociática, dolores inguinales, etc... Obteniendo así, clases especializadas para nuestras alumnas embarazadas.

Cuestiones importantes sobre el yoga para embarazadas

Nina Buday || Shutterstock

4.¿Qué aspectos se tienen en cuenta para elegir las asanas en cada caso particular?

Existen diferentes posturas de yoga para embarazadas, nosotros adaptamos las asanas a las estructuras que queramos trabajar en función de cada alumna y del trimestre en que se encuentra... Si queremos flexibilizar el diafragma para aliviar la opresión en la boca del estómago, si quieremos mejorar la movilidad de la parrilla costal para dar más espacio al crecimiento uterino y al desplazamiento visceral, o bien asanas para dar movilidad a la pelvis y estirar el suelo pélvico.

5. ¿Cómo piensas que puede ayudar el yoga a superar el miedo al parto?

Hay muchas características positivas en el yoga, como por ejemplo, la parte de conocer nuestro cuerpo, nuestros músculos, entender cómo funciona... No hay nada que dé más miedo, que lo desconocido; por tanto, si enseñamos a las alumnas como funciona el cuerpo, como podemos relajar la pelvis, como realizar respiraciones y el pujo correctamente, enseñar técnicas de meditación, relajación... Esto puede ayudar mucho a superar el miedo y la tensión en el momento del parto. Se ha demostrado que las mujeres que realizan ejercicio y mejoran la elasticidad y fuerza muscular, llevan mucho mejor el parto.

6. ¿Qué consejos darías a una mujer embarazada que quiere asistir a clases de yoga durante la gestación y que nunca antes ha tenido contacto con esta disciplina?

​Pues bien, el yoga, al ser una disciplina que no implica ni impacto, ni esfuerzos excesivos y además se puede adaptar a cada alumna, es un unos de los ejercicios que mejor se pueden escoger para empezar a trabajar en el embarazo. Yo recomendaría que escoja un profesional que tenga conocimientos y esté especializado en clases de embarazo y suelo pélvico, para que pueda responder a las dudas que puedan surgir durante la clase y adaptar los ejercicios a cada situación. También, que le pregunte a su médico y ginecólogo si su embarazo sigue su curso normal y puede realizar éste tipo de ejercicio sin ningun problema, siempre va a ser muy importante que un profesional sanitario especializado nos certifique que no hay ningún problema ni patología.

Vivo el mundo de la maternidad como si fuera mi profesión. Publicista de formación y escritora de vocación, la llegada al mundo de mi primera sobrina cambió mi día a día por completo. Ahora escribo para ofrecer los mejores consejos y recomendaciones para mamás primerizas.

Tras los estudios de la carrera de Publicidad y RRPP por la Universidad Cardenal Herrera CEU de Valencia en 2010 y del Máster en Comunicación y Branding Digital del CEU en 2011 comencé mi andadura en el mundo digital. Actualmente tengo una dilatada experiencia como redactora en temas de maternidad, el cuidado del bebé y sobre el embarazo.

© 2008 - 2019 elembarazo.net. Todos los derechos reservados.

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account