Un niño es cosa de dos

Tres en casaCuando se decide ser padres, es una decisión que depende de dos personas. Se planifican, sueñan y desean muchas cosas, como el sexo del futuro bebé, el nombre, de qué color tendrá los ojos, el pelo, si será grandecito/a, cómo se montará su habitación, la ropa de salida del hospital, etc. Muchas cosas que se hacen entre los dos.

Yo “sabia” que iba a ser niño. Era algo que tenía muy claro desde el principio, si era niño el nombre lo elegiría yo, y si era niña lo eligiría él. Al final ha sido un niño, y se llama Hugo. Nació el día de mi cumpleaños, vamos el mejor regalo de cumpleaños que puede tener una mujer en su vida, y encima con 5 minutos de diferencia de la hora en la que nací yo.

Pero bueno, el papi yo pienso que tiene que participar en  todo, y maridín lo hizo. Mi marido vino a todas las ecografías conmigo, en la primera se emocionó, y lloró cuando vió que se movía y empezó a saltar y a ponerse de pie. En la segunda ya nos dijeron el sexo del bebé, que sería un varón, y en la tercera ya todas las medidas aproximadas, peso etc. Pero hay muchos casos en que la madre va sola, o acompañada de una amiga o familiar, porque el papi pasa de madrugar y demás, o también se puede dar el caso que trabaje. Que no todo tiene porque ser malo. Y claro llega el momento del parto, la estancia de los dos días o tres en mi caso en el hospital al nacer de tarde/noche, y luego para casita.

Cuando se llega a casa con un bebé sin tener ayuda de nada, ni experiencia, todo se vuelve de otro color, parece que el mundo se cae encima pero después todo se sale. Yo la verdad que no puedo quejarme, porque el papa de Hugo le ha cambiado pañales, nos hemos turnado para dar el biberón, se ha quedado con él para que yo pudiera descansar, etc. Hemos sido dos para uno.

Pero conozco muchos casos que no es así, y cuando me lo cuentan se me revuelve todo. Es muy fácil decir "quiero ser padre, quiero tener un/a hijo/a", y cuando nace quererlo solo para jugar con él/ella, para presumir, pero no para cambiar pañales, dar el bibi, dormirlo, etc. "Para eso que lo haga la madre" dicen algunos...

Yo he tenido épocas en que he estado hasta las mismísima narices, porque me levantaba yo para todo, y siempre yo. Él solo para lo bueno y bonito, ya para el resto estaba la madre. Pero después de discutirlo varias veces, ahora  todo es como antes.

Bueno, no quiero decir con esto que todos los hombres sean iguales, ni generalizar, solo que conozco bastantes casos en los que es así.

Tu pareja participó en todo desde que deseasteis ser papás?


Gracias por leerme y acompañarme en esta aventura, es un placer, muchos besos familia ♥

Redacción: Mayte Méndez

© 2008 - 2022 elembarazo.net. Todos los derechos reservados.

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account