[Entrevista] Dra. Susana Ares, experta en lactancia materna: «Dar el pecho refuerza el vínculo de confianza y amor entre madre e hijo»

Previene las alergias, favorece el correcto desarrollo de la mandíbula, se digiere con una gran facilidad, proporciona los nutrientes necesarios y crea un fuerte vínculo entre la madre y el bebé. Estos son solo algunos de los beneficios de la lactancia materna para el bebé.

Con motivo de la celebración de la Semana Mundial de la Lactancia Materna en esta año 2019 del 1 al 7 de agosto, hemos hablado con la doctora Susana Ares, responsable del área de Lactancia Materna del Comité de Nutrición de la Asociación Española de Pediatría. Dicho Comité es un grupo consultor y asesor de la AEP cuya finalidad principal es promocionar la lactancia materna difundiendo conocimientos actualizados sobre el tema e impulsando la formación de los profesionales. ¿Y qué mejor ocasión para hacerlo que en la SMLM2019?

Entrevista sobre amamantar al bebé

Nina Buday || Shutterstock

Para contribuir a la formación y a la difusión de conocimiento sobre la lactancia materna hemos entrevistado a Susana, profesional que forma parte del servicio de neonatología del Hospital la Paz de Madrid. Es experta en el amamantamiento y nos ayuda dar con las respuestas más buscadas y a disipar todas las dudas que pueden surgir en esta etapa tan especial.

1. ¿Todas las mujeres están capacitadas para dar el pecho?

Si, todas las mujeres están capacitadas para dar el pecho. Solo en los casos raros de mujeres con mamas muy pequeñas o poco desarrolladas podría haber una producción de leche insuficiente.

2. ¿De qué depende la calidad de la leche materna?

La calidad de la leche depende de la alimentación de la madre, por ello las mujeres en periodo de lactancia deben cuidar la alimentación. En la lactancia, las madres necesitan consumir más nutrientes y calorías para producir mayor cantidad de leche y que esta sea de calidad.

3. ¿Qué cantidad de leche debe ingerir el bebé?

Es muy importante que el lactante se alimente a demanda, que la madre ofrezca el pecho siempre que el niños presente signos de hambre. Un niño sano regula la cantidad de leche que tiene que tomar según sus necesidades Existen una serie de pautas que te indican si el bebé se está alimentando correctamente, como es la ganancia de peso adecuada y la buena hidratación.

4. ¿Cuál es la mejor posición para que el bebé se agarre solo?

Existen diversas posturas, todas sirven y la elección de una u otra dependerá del lugar, las circunstancias o las preferencias de cada madre y cada niño. Los bebés maman mejor cuando la madre está reclinada hacia atrás, boca abajo, si es posible, piel con piel. La postura ventral, a la que también se la ha denominado de “crianza biológica“, en contacto directo cuerpo a cuerpo, es la que adoptan instintivamente los bebés.

5. ¿Cuáles son las mejores técnicas para aumentar la producción de la leche materna?

La producción de leche depende de la demanda del lactante. Se recomienda que amamantar directamente con una frecuencia no inferior a 8 tomas a lo largo de veinticuatro horas. Para ello, es recomendable utilizar al máximo la posición ventral o biológica. Es importante que madre y bebé permanezcan muy cerca el uno del otro, día y noche. SI se necesita estimular de una forma muy rápida, existe otra técnica denominada “extracción poderosa” que consiste en estimular las mamas usando el sacaleches durante 10 minutos en total cada hora o cada 45 minutos.

Si se usa un sacaleches simple puede ser más efectivo cambiar de pecho cada pocos minutos hasta completar el total de 10. Durante la noche, las extracciones pueden ser cada 4-6 horas para que la madre pueda conciliar el sueño. Si se decide realizar esta técnica, para conseguir aumentar la producción de leche rápidamente, hay que conseguir un sacaleches eficaz, preferiblemente eléctrico, a ser posible de extracción doble.

6. ¿Cómo influye la alimentación de la madre en las tomas del bebé?

La madre debe comer de forma equilibrada desde el punto de vista nutricional. Eso significa una gran cantidad de frutas y verduras. Estos alimentos, así como las patatas, la pasta y el cuscús, tienen un contenido elevado de almidón, una importante fuente de energía.

También necesita proteína magra, que puedes encontrar en el pollo, huevos, legumbres, lentejas, pescado y carne de vacuno magra; y grasas saludables, como las presentes en el aceite de oliva, frutos secos, semillas, aguacates y pescado azul, como el salmón o la caballa. El pescado azul es bueno, pero no debería tomar más de dos raciones (unos 140 g) (o más de una ración de pez espada, tiburón o aguja) a la semana, ya que pueden contener elementos contaminantes. Se aconseja a toda mamá que amamanta que tome cada día un suplemento con 200 microgramos (mcg) de yodo, además de sal yodada.


Entrevista a una experta en lactancia

Romanova Anna || Shutterstock

7. ¿Cuánto tiempo aproximadamente se debe poner al bebé en el pecho?

La lactancia materna no tiene horarios, por esta razón es muy importante que el lactante se alimente a demanda, que la madre ofrezca el pecho siempre que el niño presente signos de hambre. Un niño sano regula la cantidad de leche que tiene que tomar según sus necesidades. Los primeros días se debe ofrecer al bebé el pecho con muchas frecuencia de 10 a 11 veces al día para asegurar la alimentación adecuada del recién nacido y la instauración adecuada de la lactancia.

8. ¿Es necesario lavarse el pecho tras cada toma?

No es necesario lavarse el pecho en cada toma. Es suficiente con la ducha diaria e higiene adecuada.

9. ¿Puede una mujer seguir dando el pecho si está esperando un bebé?

Es posible quedar embarazada mientras se da el pecho. Son muchas las mujeres que conciben mientras están amamantando. Esto implica que la lactancia es compatible con el nuevo embarazo.

10. Las madres se preocupan porque el bebé ingiera los suficientes nutrientes, pero ¿cómo se puede comprobar que está tomando los nutrientes necesarios para garantizar su desarrollo?

Existen una serie de pautas que te indican si el bebé se está alimentando correctamente, como es la ganancia de peso adecuada, crecimiento de talla y del perímetro cefálico y la buena hidratación.

11. ¿Es posible hoy en día compatibilizar la incorporación al trabajo y seguir amamantando al bebé?

Aquellas madres que deciden la incorporación a su trabajo remunerado más allá de unos pocos meses tienen la opción, en su mayoría, de mantener la lactancia materna de sus hijos mediante diferentes técnicas.

En muy pocas ocasiones compaginar lactancia materna y trabajo remunerado puede ser una opción inviable, hablamos de madres que deban ausentarse de manera habitual de su domicilio por periodos prolongados y en esos casos siempre es posible solicitar un permiso por riesgo de lactancia. Cualquier madre que después de su jornada laboral regrese a su domicilio junto a sus hijos puede, si quiere, seguir amamantándolos.

Las madres que amamantan tienen derecho a unas horas libres para amamantar a sus hijos protegidas por ley. También cada vez hay más empresas que favorecen la extracción y almacenamiento de leche mientras la madre trabaja y favoreciendo horarios compatibles.

Entrevista sobre la semana mundial de la lactancia 2019

Nina Buday || Shutterstock

12. ¿El estrés laboral afecta a la producción de leche?

El estrés es el enemigo de la lactancia. Para producir leche materna se necesitan dos hormonas: prolactina y oxitocina. Existen ciertas circunstancias que pueden llegar a alterar el equilibrio de estas hormonas y reducir incluso bloquear la producción de leche.

En España, expertos que trabajan en maternidad y pediatría advierten sobre un nuevo fenómeno: las madres jóvenes, y sobre todo quienes ingresan al campo laboral, están dejando tempranamente de amamantar a sus hijos, debido al estrés, la depresión y un ambiente de trabajo no favorable a la maternidad.

13. Para terminar, ¿algún consejo para que las madres disfruten de esta etapa tan especial con sus bebés?

Ser madre tiene numerosas ventajas e inconvenientes. La maternidad siempre es un reto. Pero, igualmente, tiene unas recompensas de valor incalculable. El amamantamiento es una de las formas primordiales en que se construye el vínculo de confianza y amor entre madre e hijo. Por ello, es importante que la madre se tome todo el tiempo que sea necesario para la lactancia y que no intente realizar otras actividades a la vez (posponer las actividades de la casa o delegar en otros familiares). Además, la lactancia es un momento propicio para promover el contacto corporal con el bebé.

Durante el tiempo que dure el amamantamiento es fundamental que este sea un ritual de profunda conexión y comunicación con el bebé. Intentar pensar es una actividad placentera y que es un momento único para la madre y el niño. Es importante hacer participar al papá de la lactancia. Si bien el amamantamiento pareciera que es un ámbito exclusivo de la mamá, es importante que junto con tu pareja encuentren la forma de compartir la experiencia única de alimentar al bebé. El padre puede colaborar tanto en la preparación del espacio como así también del proceso posterior.

Más información:

Vivo el mundo de la maternidad como si fuera mi profesión. Publicista de formación y escritora de vocación, la llegada al mundo de mi primera sobrina cambió mi día a día por completo. Ahora escribo para ofrecer los mejores consejos y recomendaciones para mamás primerizas.

Tras los estudios de la carrera de Publicidad y RRPP por la Universidad Cardenal Herrera CEU de Valencia en 2010 y del Máster en Comunicación y Branding Digital del CEU en 2011 comencé mi andadura en el mundo digital. Actualmente tengo una dilatada experiencia como redactora en temas de maternidad, el cuidado del bebé y sobre el embarazo.

© 2008 - 2019 elembarazo.net. Todos los derechos reservados.

o

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

o

Create Account